Fotos de bebés recién nacidos, Olaya

Hace mucho tiempo que no os enseñamos en nuestro blog el reportaje de fotos de un bebé recién nacido, aunque todavía tenemos guardados en nuestro estudio fotográfico muchas sesiones de fotos de este tipo, vamos actualizando nuestro blog con estos trabajos entre nuestras bodas y prebodas.

Hay ocasiones que merecen ser recordadas por mucho que pasen los años. Tener un hijo es una de ellas. Los padres de Olaya lo tenían muy claro. Blanca y Miguel querían poder guardar la estampa de su pequeña recién nacida en cualquier rincón, y enseñar a familiares y amigos la imagen de su preciosa hija. Ambos pasaron demasiado tiempo esperando su llegada, por lo que tenían la certeza de que no podían dejar pasar la ocasión de fotografiarla durante sus primeros días de vida. Nosotros, en el estudio, estábamos igual de emocionados que ellos, ya que era una circunstancia muy especial. Esta encantadora pareja había contado con nosotros, años atrás, para captar los momentos más emocionantes de su boda. Ambos nos conocían, y sabían de primera mano cómo trabajamos. Su experiencia fue tan gratificante que no se lo pensaron un segundo. Era el momento de contar con un profesional de la fotografía que captara las primeras imágenes de Olaya tras su llegada al mundo, cogieron el teléfono y marcaron mi número.

Reportaje de fotos de bebés recién nacidos

Como fotógrafo profesional en Jaén, recibir su llamada me llenó de orgullo. Desde mi punto de vista, una de las mejores recompensas de esta profesión, es ver cómo los clientes cuentan conmigo una y otra vez para captar esas intrahistorias tan especiales que forman parte de su vida. Blanca y Miguel estaban tan ilusionados con la idea, que estuvieron bajo mis órdenes en todo momento, por lo que conseguimos captar imágenes realmente emocionantes. Y es que como hemos hablado en otras ocasiones sobre esta disciplina, las fotos de bebés recién nacidos tienen mucha complejidad, el estado de ánimo de los papás, los días que tenga el bebé al que vayamos a hacer la sesión fotográfica, el entorno en cuanto a ruido y temperatura del estudio fotográfico… ¡procuramos tenerlo todo controlado!. Con ellos pude poner en práctica un sinfín de ideas innovadoras que, hacía tiempo, me rondaban la cabeza. Gracias a ello obtuvimos una de las mejores imágenes de mi carrera profesional como fotógrafo de bebés recién nacidos. El concepto era simple, pero el resultado fue espectacular. Miguel decidió sostenerla entre sus brazos mientras la pequeña dormía plácidamente, por lo que me acerqué a ellos sigilosamente, y me dispuse a disparar la cámara. Gracias a su disposición logramos realizar una fotografía única, que transmite paz y tranquilidad, y que deja boquiabierto a todos los que la ven por primera vez.

Tengo que confesar que esta sesión fue realmente especial, y no solo por la buena relación que teníamos con los clientes de antemano. Miguel, fiel enamorado del deporte y la fotografía decidió traer su cámara GoPro, esa que había comprado tan solo unas semanas antes. Ante un acontecimiento tan especial, estaba totalmente convencido que era la ocasión perfecta para ponerla a funcionar. Así, pudo recoger todos los momentos especiales que tuvieron lugar durante el reportaje, y almacenar las instantáneas de la sesión desde otro punto de vista.

La primera etapa de tu bebé, un gran recuerdo para el mañana

A menudo, lo importante no es la vestimenta que los padres deciden colocarle a sus hijos, o incluso la que ellos mismos llevan para ser fotografiados junto a ellos. Tampoco lo es el atrezo, o el escenario en el que se lleve a cabo la instantánea. Sin duda alguna, lo más importante son las emociones. Blanca y Miguel nos contagiaron a todos su felicidad desde el primer momento que entraron por la puerta. La pareja, emocionada, estaba dispuesta a hacer todo lo que estaba en su mano para conseguir unas fotografías únicas, por lo que el resultado fue excepcional. Por ello, cuando alguien acude a realizarse un reportaje fotográfico, lo más importante es sentirse tranquilo, relajado y, sobre todo, convencido de que el resultado va a ser el esperado.

Para conseguirlo, siempre trato de conseguir que mis clientes se sientan como en su propia casa, como si estuvieran rodeados de amigos y familiares, es decir, tranquilos y confiados, es nuestra labor como fotógrafos profesionales . Llama la atención ver cómo puede cambiar la forma de actuar de una persona, dependiendo de si se encuentra en su zona de confort, o está rodeada de extraños. Ser naturales y espontáneos es, sin duda, lo principal.

2017-03-19T06:01:53+00:00

Leave A Comment