Se acerca la primavera y con ella el comienzo de la temporada de Comuniones. Una de las celebraciones más importantes para una familia y un hito más en la vida de nuestros pequeños. Vivir la experiencia rodeado de tus amigos y familiares hace que esta sea una de las más bonitas pero, además, el hecho de poder recordarla en un futuro y rememorar una y otra vez los grandes instantes del día hace que merezca la pena vivirlo. Como ya sabéis, nosotros estamos muy a favor de capturar todos los momentos especiales; porque las fotografías hacen que podamos sentir las emociones que nos recorrieron todo el cuerpo en ese segundo, y por ello estamos emocionados de volver una vez más a realizar reportajes de Comunión originales y diferentes.

¿Porqué hacer un reportaje de fotos de Primera Comunión?

En esta ocasión, hemos querido hacer una pequeña lista de las razones por las que creemos firmemente que es necesario realizar una sesión de fotos de Comunión a los más peques de la casa. Toma nota:

  • La primera y la más importante es la que está relacionada con el paso de los años y el crecimiento de nuestros hijos.

    • Aunque a veces no somos conscientes de ello porque nos centramos en otros aspectos más rutinarios del día a día, nuestros niños crecen a pasos agigantados. Los cambios físicos y psíquicos se suceden constantemente hasta que alcanzan la edad adulta; pero una de las etapas más destacadas en las que estas transformaciones se hacen más visibles es la adolescencia.
    • Puede que muchos sepáis de lo que os hablamos, pero os aseguramos que esta edad es demasiado complicada. En muchas ocasiones, debido a los complejos u otros motivos, nuestros hijos se niegan a tomarse fotografías.
    • Tener imágenes previas a ese gran cambio nos hará sentirnos reconfortados y nos ayudará a no impacientarnos con este tipo de actitudes.
    • Además podremos comprobar con nuestros propios ojos ese gran “estirón” que todos acaban dando.
  • La segunda está vinculada con la experiencia.

    • Y es que vivir ese momento en el que ellos se sienten protagonistas de una sesión de fotos es un gran recuerdo; tanto para ellos como para la familia al completo.
    • Como os hemos contado en alguna ocasión, para nosotros estos reportajes son muy especiales y los vivimos de forma intensa y desde dentro, muy implicados en todo el proceso. Por ello, tratamos de que los niños disfruten al máximo siempre.
    • ¿Cómo? Haciendo que todo el procedimiento sea un juego.
  • El tercer motivo es el de poder escoger, entre una gran cantidad de opciones, la entrega de este reportaje.

    • Este año contamos con muchas novedades, al igual que los anteriores.
    • Siempre tratamos de renovarnos y ofreceros lo mejor. Entre otras, destacamos presencia de nuevos álbumes con diferentes tejidos y motivos variados para adornar las tapas del libro fotográfico y una gran gama de recordatorios.
    • Y es que dependiendo de tus gustos podrás llevarte a casa uno u otro.
    • Contamos con imágenes imantadas para colocar en nuestro frigorífico para poder verla a todas horas; invitaciones para distribuir entre los invitados al evento; dípticos y acordeones, con diferentes imágenes de la sesión, para ubicarlos en el salón a modo de portarretrato; y tarjetas clásicas con nuevos diseños modernos y originales en las que se pueden incluir cualquier dato que queramos.
  • El cuarto está relacionado con la posibilidad de conseguir grandes imágenes en distintos escenarios.

    • Como siempre, os damos la posibilidad de realizar la sesión tanto en interior como en exterior.
    • Nuestro estudio se convierte todos los años en un precioso decorado donde los niños se “vuelven locos”.
    • Las imágenes son únicas, elegantes y sobrias, pero todas ellas captan la esencia de nuestros pequeños protagonistas.
    • Y para los que prefieran desplazarse a otros lugares o contar con ambas opciones, podemos trasladarnos hasta cualquier paraje.
    • Una pequeña pradera con flores se convierte en un emplazamiento único para captar grandes imágenes; en las que las sonrisas se imponen, por ejemplo.

Niño jugando al balón vestido de marinero para las fotos de su Primera Comunión

Si todos estos motivos te parecen poco solo tienes que pasarte por nuestro estudio y charlar con nosotros. Como años anteriores tu eliges desde el material del álbum, hasta el número de fotos, tipo de recordatorio y escenario en el que realizar la sesión, entre otros aspectos. Nosotros estamos encantados de recibiros y contaros todas las novedades de primera mano; y enseñaros fotografías de otros años para que así podáis haceros una idea del tipo de trabajo que realizamos.

Si estás pensando en elegirnos como fotógrafos para realizar el reportaje de Comunión de vuestros pequeños, acude lo antes posible a nuestro establecimiento. ¡Son muy pocas las plazas que nos quedan libres! Haremos todo lo posible por responder a vuestras peticiones y deseos. Conseguiremos captar unas instantáneas únicas que se convertirán en el mejor recuerdo de por vida.